sábado, 12 de junio de 2010

Lanzamiento de la novela: No te supe perder, de Salvador Navarro.


'No te supe perder' quedó finalista, bajo el título de 'Azulejos rotos', del XIX Premio Internacional de Novela Luis Berenguer 2009, convocado por Editorial Algaida.

Novela negra de acción social, como la definió el presidente del Jurado, Manuel Hidalgo, esta historia fue muy apreciada por la Editorial Guadalturia que propuso su publicación el pasado mes de febrero.

www.guadalturia.es

En esta novela contemporánea, coral, de lenguaje directo y atmósfera a veces desasosegante, se cruzan personajes que huyen de relaciones podridas con otros que creen en la posibilidad de revivir historias por las que resulta difícil apostar. El maltrato psicológico voluntario o no, la amenaza del abandono como promesa de amor falsa o la candidez de quienes piensan que, estando al lado de la persona amada, escuchando y no exigiendo, el amor puede sobrevivir.

Con viajes de ida y vuelta entre Sevilla y Cádiz, basculando entre un grupo de jóvenes involucrados en un proyecto teatral y un gabinete de psicoterapia, 'No te supe perder' es una reflexión sobre los límites que se traspasan cuando se habla de amor.

www.salvador-navarro.com

6 comentarios:

Salvador Navarro dijo...

Todo un detalle por tu parte, Nogales

Muchas gracias,
Salva

Nogales dijo...

Nada, para eso estamos Salva.
Estoy deseando leerlo, lo cierto es que nos pusisteis los dientes largos en la presentación, pero antes de leérmelo iré a cenar al Gallinero, para vivir mejor el momento que mencionasteis en la sala, jiji.

Bueno Salva pues ya nos vemos un día de estos, un saludo.

Eva Batista López dijo...

Nogales!! se nos echa el tiempo encima! ooohh uuuhhh oohhhh!!

Nogales dijo...

Hola Eva.
¿te llegó el mensaje sobre lo de las páginas que estoy haciendo?

De todas maneras te lo mandaré en PDF
a ver si hablando se me ocurre algo más.

Hasta pronto Eva.

Tallahassee dijo...

Tiene una pinta estupenda. Tomo nota para ponerla en mi lista de lecturas :-)

Nogales dijo...

Yo ya empecé a leerlo y lo cierto es que me tiene muy enganchado.

Un saludo Pedro